ETAPAS DE LA VIDA - BRACKETS

Los Mejores Irrigadores Dentales Para Ortodoncia

Compartir

¿Por qué los irrigadores bucales son ideales para personas con ortodoncia fija?

Usar el hilo dental puede ser todo un reto incluso para aquellas personas que no llevan ortodoncia fija. Si llevas una ortodoncia, pasarte el hilo dental con regularidad puede resultar todavía más difícil, en especial en aquellas zonas en las que las partículas de comida se quedan atrapadas entre los alambres y los brackets. Si no se trata, la acumulación de placa alrededor de los brackets puede causar diversos problemas dentales como, por ejemplo, la periodontitis. Un irrigador bucal es la solución ideal, junto con el hilo dental tradicional, para aquellas personas que llevan ortodoncia fija. El agua a presión es una de las mejores opciones para retirar las partículas de comida de los brackets sin necesidad de pasar el hilo entre cada pieza dental.

Si llevas ortodoncia fija, los irrigadores bucales, junto con el hilo dental tradicional, son la mejor solución para llevar a cabo una buena limpieza interdental por múltiples razones:

  • Ayudan a prevenir la descalcificación: la descalcificación (o el debilitamiento del esmalte dental) es el resultado de la acumulación de placa y ácido, lo que causa la aparición de manchas blancas que pueden provocar sensibilidad. A menudo la padecen personas con problemas para limpiar bien determinadas zonas de los dientes, que quedan ocultas tras la ortodoncia. La descalcificación no se puede corregir, por lo que la prevención es indispensable. Con un irrigador bucal es más fácil llegar a esas zonas que con un hilo dental habitual.

  • Más fácil de utilizar que el hilo dental: el hilo dental es difícil de utilizar con ortodoncia fija. Los irrigadores bucales son una solución mucho más sencilla, y son ideales para retirar la comida que queda atrapada por la ortodoncia fija.

¿Cuáles son los mejores irrigadores bucales para usar con ortodoncia fija?

Los irrigadores bucales simplifican la limpieza interdental con brackets. Sin embargo, con la amplia oferta que hay en el mercado ¿cómo podemos saber cuál escoger? El mejor modelo es aquel que cuente con las funciones que mejor se adapten a tus necesidades. Un irrigador bucal con diversos modos de uso, como los de Oral-B, es perfecto para una persona con ortodoncia fija. Los modos de uso variables (como un modo para encías sensibles) te permiten personalizar la limpieza y retirar los restos de alimento que quedan atrapados en la ortodoncia, en zonas de difícil acceso. Además, su selector de control ajustable por presión ofrece una limpieza precisa con presión y pulsaciones, para ayudar a eliminar la placa y las partículas de comida que quedan atrapadas en los brackets y la estructura de la ortodoncia. También estimula y masajea las encías para mejorar su salud.

Si no cuidas tus dientes y encías como es debido mientas llevas ortodoncia fija, corres el riesgo de padecer numerosos problemas. Tus dientes estarán alineados a la perfección, pero tus encías estarán rojas, inflamadas y sangrarán con facilidad. Es posible que incluso llegues a padecer alguna periodontitis. Además, pueden llegar a crearse manchas que estropeen tu bonita sonrisa. Un irrigador bucal es el complemento ideal para tu rutina de cuidado diario, para lograr mejorar la salud de tus encías y proteger tu inversión.